Entrevista a Ramona de Jesús

Aún continuamos con la energía que nos dejó el Fieber Festival, y por eso, queremos compartirles la entrevista y fotografías realizadas por Justina Leston a la artista colombiana Ramona de Jesús, quien nos comparte un poco sobre ella, su participación en el Fieber y sus impresiones respecto al festival. ¡Qué lo disfruten!

ramona010410

– ¿Hace cuánto tiempo estás en Berlín y por qué?

Vine a Berlín en el 2013 para terminar mis estudios de maestría en Literatura. Poco tiempo después de mi llegada empecé a trabajar para la revista literaria SAND Journal y, junto con otros poetas, a organizar diferentes lecturas y exhibiciones. El año pasado trabajé como curadora para el festival de literatura independiente “Stadtsprachen”.

– ¿En qué consistió tu participación en el Fieber? ¿Puedes contarnos un poco sobre lo que presentaste en el festival?
 
Últimamente he estado pensando en lo importante que es tener ídolos, héroes, y mentores. Deleuze por ejemplo dice que toda forma de vida tiene tres etapas: forma, simulación, y desarollo. Cuando admiramos a alguien nuestra primera reacción es imitar aquellas características que nos atraen y al hacerlo no solo las incorporamos sino que las transformamos y las hacemos nuestras. Esto último es lo que se denomina evolución. El poeta Cristian Forte ha sido no sólo un gran amigo, sino también uno de mis mentores en la ciudad. Su trabajo literario me ha mostrado nuevas formas de acercarme a la poesía, en particular, desde el sonido. Para mi la poesía es la herramienta que me permite entender los espacios que habito. Para nuestra  presentación en el Fieber Festival, Cristian y yo buscamos abrir al público esos íntimos espacios de los que hablo, por medio de la música. Pero antes que nada, creo que nuestra presentación fue un juego en el que él y yo secretamente participamos.

– ¿Por qué decidiste participar en el festival?
 

En el 2015 tuve la oportunidad de colaborar con la moderación del Fieber Festival. Esta actividad me permitió ganar una amplia perspectiva del evento pues pude observar la dínamica del grupo detrás de bambalinas como lo que sucedía en el escenario y la reacción del público. A diferencia de otros festivales a los que he asistido y aquellos en los que he participado como organizadora, el Fieber se diferencia en lo horizontal que es su organización. Pude ver como, a pesar de los limitados recursos, las organizadoras y las artistas trabajaban con invaluable entrega y pasión. De igual manera pude ver como esta labor de amor era recibida por el público de igual manera.

El espíritu del Fieber es crear no solo una plataforma para que las artistas hispanohablantes presenten su trabajo pero es un espacio que busca transformar las dinámicas sociales de la ciudad y contribuir en hacer de Berlín un lugar realmente incluyente. Recuerdo que, micrófono en mano, lloré durante la presentación musical de Die Kabronerinnen. Me embargo un repentino sentimiento de alegría y tristeza, un descubrir que había tenido que vivir cinco años en Berlín para poder finalmente encontrar a Colombia y Latinoamérica. Si algo es me pareció que era el Fieber, era este momento de hermandad, esperanza, y ausencia. Creo que fue ésta experiencia la que me motivó a participar este año como poeta.


– ¿Cuáles son tus próximos pasos?

 
Aunque la poesía me persigue a donde vaya, este año he estado dedicada al cuento corto y al ensayo. Ahora me encuentro trabajando en un proyecto de escritura que se mueve entre el relato personal y el ensayo. Para este año quiero terminar este texto, el cual busca investigar las relaciones de género y raza a través de las historias que rondan en mi familia.
Si quieres leer más sobre esta artista, no dejes de visitar su perfil.
ramona050410

Fotografías por Justina Leston

Entrevista por Justina Leston y Daniela Carvajal del Team Blog

Anuncios

Entrevista a Diana De Fex

La artista colombiana Diana De Fex, presentó en esta edición del festival una performance titulada “Cangrejo” junto a la música creada por Marcelo Schimitter, que proponían un viaje hacia la(s) memoria(s) y sus devenir(es). A continuación les compartimos la entrevista y fotos realizadas por Daniela Carvajal, donde la artista nos comparte un poco sobre ella y sus impresiones respecto al festival. ¡Qué lo disfruten!

_MG_5491

 

¿Hace cuánto tiempo estás en Berlín y por qué?

Soy una artista nómada y eterna migrante. Aunque soy de Medellín, he vivido en Bogotá, Estados Unidos, París y Dublín, y ese movimiento constante me ha traído hace año y medio a Berlín. Vine a Berlín por las afinidades que siento con la cultura de arte experimental y underground que tiene esta ciudad, lo que la hace un territorio fértil para encuentros, creaciones y desarrollarme profesionalmente.

 

¿En qué consistió tu participación en el Fieber? ¿Puedes contarnos un poco en qué fue lo que presentaste?

Hice un performance que se llama “Cangrejo.” Yo realicé el concepto del performance y puse mi cuerpo en el espacio, mientras que mi compañero Marcelo Schmitter creó la música y la manipuló en vivo.  El performance parte de un recuerdo de la más temprana infancia, perdido en el tiempo, un recuerdo inmemorial como diría Bachelard. Es una salida de campo con mi familia en la que se encuentran un cangrejo en un riachuelo y se lo pasan de mano en mano entre ellos. Es sobre el papel de la imaginación y el deseo en la memoria, una puesta en escena del devenir a través de la memoria y el encuentro con este cangrejo. La invitación al público era dejarse llevar por la primera imagen o pensamiento que viniera a su mente sin preocuparse por darle un sentido global o lineal al performance. Más que expresar lo que soy a través de esta memoria, esperaba poder facilitar las ensoñaciones del público, de sus propias memorias y sus devenires.

 

¿Por qué decidiste participar en el festival?

Cuando vi el open call me dije que era una oportunidad de crear y presentar un performance contando con una fuerte red de apoyo logístico y de comunicación, lo que muchas veces nos hace falta a lxs artistas independientes. También quise hacer parte de una iniciativa solidaria de mujeres artistas iberoamericanas que busca compensar la reducida presencia de las mismas en la escena artística berlinesa, creando espacios para presentar nuestro trabajo y acercándonos a nuevos públicos.

¿Cuáles son tus impresiones respecto al festival ahora que terminó?

Estoy agradablemente sorprendida de ver la numerosa comunidad de artistas iberoamericanas en Berlin. Establecí conexiones con muchas de ellas y espero que podamos mantener relaciones de cooperación y solidaridad. Somos muchas y este festival es prueba de que juntas nos va mejor. También estoy muy contenta con la  masiva y entusiástica participación del público durante todo el estival. Fue estimulante para mi la retroalimentación que recibí del público después de mi performance y la sinergía que se creó con la variedad de propuestas artísticas. Me gocé el festival y quedo muy agradecida con todas las artistas y productoras que hicieron este festival posible.

 

¿Cuáles son tus próximos pasos?

Quiero buscar más espacios donde presentar “Cangrejo” nuevamente. También estoy buscando financiamiento para un proyecto de creación colectiva de teatro interactivo con una comunidad heterogénea de personas, no necesariamente artistas profesionales, de diferentes culturas, religiones y orientaciones sexuales sobre el tema de la sexualidad con un enfoque en el consentimiento y lo que se considera “normal” en el sexo.

Por otro lado, para seguir enriqueciendo mis propuestas coreográficas, el año próximo iniciaré un Master en Coreografía y Perfomance en el Institut für Angewandte Theaterwissenschaft en Giessen.

 

Si quieres leer más sobre esta artista, no dejes de visitar su perfil.

_MG_5499

Fotografías por Daniela Carvajal

Entrevista por Daniela Carvajal y Justina Leston del Team Blog.

 

Entrevista a Anbla Bärlin

Anbla Bärlin nos propondrá esta noche una experiencia con literatura interactiva, donde a través de sus textos y fotografías, que responden a la pregunta “¿Quién estoy?”, nos plantea una reflexión sobre la identidad. A continuación les compartimos la entrevista y fotografías que Daniela Carvajal le tomó para que vayan calentando motores.

_MG_5410_1

¿Hace cuánto estás en Berlín y por qué?

Bueno, estoy en Berlín hace cuatro años y me vine porque yo empecé a hacer una maestría en enseñanza de español, en España, seis meses en Bilbao, seis meses en Barcelona, y después teníamos que escoger el lugar para hacer nuestra práctica y escribir nuestra tesis. Y entre las opciones estaba Berlín, que era la que me llamaba más la atención en el momento y era la única que me podía costear también. Porque todas las ciudades más al norte son más caras. Y yo había empezado a estudiar alemán, bueno, decir estudiar alemán es pretencioso… Había tomado un cursito de alemán como hace unos 8 años, no sé, y yo dije “Bueno, pues de pronto puedo empezar a mejorar un poquito el Hallo, wie geht’s? que había aprendido” y me presenté por aquí, me aceptaron, y me vine para acá a Berlín. Y me vine, tuve un curso cortito de alemán a la Universidad y empezó el master y fue un ritmo de trabajo brutal. O sea, no había tiempo para nada. Quise aprender alemán y no había tiempo, era todo seminarios de investigación, escribir materiales, ir a clases, escribir la tesis, era un ritmo muy, muy fuerte. Fue un choque cultural importante con Alemania, donde uno tiene que ser muy autónomo con su trabajo en la Universidad, nadie te está guiando con las cosas que hay que hacer. Y ya, después de eso, quedé, obviamente quemadísima, pero sentía un buen click con la ciudad, con Berlín, y había hecho amigos a lo largo de ese año, muchos alemanes, fue bien bonito, porque pude practicar alemán, aunque no hubiera podido aprender oficialmente, básicamente fue alemán de la calle. Y yo dije “Bueno, yo me quisiera quedar”, entonces pedí una visa de buscar trabajo, estudié un poquito de alemán y después empecé a buscar trabajo, pero buscar trabajo me llevó meses, fue fuertísimo, y es porque mi visa me permitía encontrar trabajo sólo en mi área. No podía trabajar en cualquier otra cosa. Y al fin encontré trabajo, después de muchos esfuerzos, y de ahí se han ido dinamizando. Yo soy profesora de Español y yo estudié Lingüística en Colombia y el área de toda mi vida han sido lenguas extranjeras y lenguas romances principalmente. Por eso de alguna manera para mí, no hacía mucho sentido venir a Alemania donde no hay una lengua romance, pero bueno, hay demanda, al menos, del español. Y me vine acá, empecé a conseguir los trabajos. Como profesora encuentras cosas, pero trabajas principalmente como independiente, como autónoma, entonces tienes que llenarte de muchos contratitos para poder subsistir. Hay trabajo, pero tú tienes que hacerte la idea de que tienes que trabajar en mínimo 3 lugares diferentes. Yo empecé primero en la Volkshochschule de Schöneberg, después me llegaron contratitos del Volkshochschule de Mitte, después me salieron una clases en la Freie Universität. Y en este momento, después de toda la lucha de tener una estructura de trabajo semi estable, en este momento trabajo en los cuatro lados. Entonces, mi ritmo de trabajo durante el semestre es súper fuerte, y después tengo una pausa relativamente larga en verano e invierno, pero son pausas sin salario. Son contratos de ese estilo.

¿En qué consiste tu participación en el festival?

Mira, el Fieber para mí fue algo de lo que yo me sorprendí a mi misma de no haberme enterado de que existía, ya que llevo cuatro años acá. Y este año me llegó información de muchos lugares al mismo tiempo, que me parecía evidente el saber de su existencia. Y me pareció súper bonito, bueno el énfasis en mujeres latinoamericanas y españolas, y sobre todo la idea de la organización y la coordinación directamente todo entre nosotras, que todo sea voluntario. Eso fue como lo primero que me llamó la atención, independiente de la participación, y dije “Yo quisiera colaborar” y bueno, lo mío es escritura, dije, quiero colaborar, voy a voluntariarme para hacer algo con el blog, y ya. Y después dije “Muy interesante todo lo que hacen estas artistas”, miré el formato para presentarme y yo veía que pedían muchísima experiencia. Y yo dije “No”, yo llevo escribiendo muchos años, pero hasta relativamente poco que lo tengo como en serio, como dejar de enviarle mis textos a mis amigos y a mi familia. Dije, pues voy a empezar a hacer un blog, y unir mis historias con algunas fotografías que yo tomo, totalmente no profesionales, pero lindas, y como links de cosas que complementan lo que escribo, a veces hago como partes de conversaciones, hago poemas, hago poemas, hago simplemente descripciones, no tengo como un formato específico, corto sí, pero no específico.

Entonces dije, cómo yo propongo algo que una todos estos pedacitos de literatura, que es lo que yo hago. Y yo envío una propuesta, el último día de la convocatoria, porque yo hablé con una amiga y ella me decía “¿Qué es lo peor que te pueden decir? Que no tienes experiencia, que no eres tan cualificada como las otras y que simplemente lo intentes después”. Ya en ese momento María Luisa me había dicho que me aceptaban para el blog y quedé de colaborar con eso, entonces yo ya estaba tranquila. Y envié a último minuto, de hecho, una propuesta, que dije qué puedo hacer que sea una propuesta bien armada, porque voy a estar trabajando con personas que tienen mucha experiencia. Y me puse a mirar el tema del festival, que es Quién soy?, y yo me dedico a enseñar español. Y cuál es un dilema que existe en cualquier, en casi todos, los aprendientes de español: el ser y estar; y por qué hay un ser y estar en Español, cuando existe el sein o el to be que lo abarca todo. Y yo dije, esto puede ser algo interesante, obviamente gramaticalmente yo te puedo decir por qué sí, y por qué no, y cuándo sí y cuándo no. Pero para nosotros, como hablantes nativos, cuando no conocemos la gramática es totalmente aleatorio. “Ay, suena bien” “Suena mal”, y punto, pero no sabemos a qué se responde. Y para hablantes de otras lenguas siempre es un misterio, por qué, porqué si eso es también es existencia, porqué si eso también es transitorio, porqué si eso es un estado, porqué eso sí es un estado, pero si yo dónde estoy… figurativamente es oficial. Hay muchísimas confusiones para alguien que aprende el español. Entonces me parece muy bonito pensar que la identidad… Tú defines tu identidad desde el verbo ser. Yo soy estudiante, soy profesora, soy hiperactiva, soy ciudadana del mundo. Tú puedes complementarlo con muchas cosas, pero el estoy también es parte de tu identidad, yo estoy en Berlín, yo estoy trabajando en algún lugar, yo estoy viviendo aquí transitoriamente, se supone. Pero uno se pregunta quién soy, no quién estoy, aunque es parte de la identidad. Entonces a partir de eso me pareció interesante analizar, porqué el uno, porqué el otro. Para el no nativo que tenga idea del español, tiene reglas muy claras; para el nativo siempre es como “Suena bien”, así de sencillo. Entonces pensé, hay muchos textos que pueden analizar momentos importantes de la vida, ser extranjero, estar recién llegado, estar enamorado, estar desenamorado, ser nuevo, estar perdido, y todos son momentos que uno experimenta en su vida, independiente de que uno migre o no, pero especialmente cuando uno está fuera de su país.

Entonces lo que yo hice fue reunir textos, hacer una compilación de textos que tenían que ver con esos temas, que correspodieran a alguna de esas categorías y fotos que yo hubiera tomado de algún momento de mi vida, que correspondían a esa sensación. Entonces, si hiciste algo como “estar perdido”, habrá alguna foto que sugiera el estar perdido de alguna manera, pero la categoría no está. Lo que yo invito es que la persona mire la foto, tenga una primera perspectiva, lea el texto, y después diga, para mí, según lo que yo veo, dentro de estas opciones esto es “estar perdido” o puede ser “ser independiente”. Y cada quien tener libertad de asociarlo con lo que sea. Y así fue como se armó. Pero lo he venido armando, de hecho, mucho mejor, ahora después de la postulación al festival. María Luisa ha sido la persona más paciente del mundo, porque mi propuesta no fue completa. Pero al menos ella le vio el potencial o la idea, y siento que va muy bien con el tema del festival. Pero me parece bien la idea el juego de palabras Quién estoy?

Yo quería hacer algo interactivo, porque la literatura como se ve normalmente en los festivales es como lectura en voz alta, como tengo un fragmento mío y lo comparto para ustedes, y claro que es bonito escuchar al autor de algo, pero no lo hace interactivo, y la identidad es totalmente interactiva. Uno se pasa la vida entera pensando quién soy, y cómo así y pa’ dónde voy.

¿Cuáles son tus expectativas respecto al festival?

Pues yo tengo muchísimas, porque, como me siento inexperta en el área del festival, no inexperta en cuánto a literatura, pero es la primera vez que yo me planteo mostrar mis escritos tan abiertamente y tan al público. En el blog es diferente, porque viene gente de vez en cuando, los mira, pero nunca está el contacto directo. Pero allá va a estar la gente leyendo mis textos, mirando mis fotos, digamos, tratando de seguir este juego que yo estoy proponiendo. Entonces yo tengo mucha expectativa y es mi primera experiencia en el campo de esta manera. Entonces, yo de entrada estoy súper agradecida de la oportunidad, porque yo no me creí, no me sentía lo suficientemente cualificada para hacerlo. Y se me dio el espacio, entonces, de entrada, yo entro bien, contenta. Pero, obviamente, me encantaría que la gente sí tenga oportunidad de interactuar con ello, que los textos le lleguen de alguna manera. Hay textos en inglés y en español, para abrir un poco el público que pueda leerlos. Quiero ver cómo la gente lo toma. Entre nosotras mismas, también me parece lindo este impulso que tenemos de apoyar la obra de la otra, y ver qué pasa.

En mi blog igual siguen apareciendo textos; en el blog del Fieber quisiera también hacer muchos comentarios sobre el desarrollo, sobre cómo estamos preparándonos en este momento.

Por una parte, también, me encantaría tener más seguidores en el blog. Recibo a veces comentarios de las cosas que las personas sienten con algunos textos y eso me ayuda a escribir más textos. Entonces es una cadena muy bonita. En el blog tengo muchas ideas y muchas historias planteadas, tengo muchos escritos de viajes pendientes, de hace mucho tiempo. Estaba revisando uno que es de hace ocho años, y tengo la historia ahí pendiente hace ocho años.

Y espero también que esta sea una experiencia que me abra la posibilidad de participar en otras. Buscarme la manera, porque esto no llega, uno se lo busca, la manera de participar en otra cosa similar. O al menos seguir apoyando algo como esto, porque ha sido algo muy bonito. No sé si lo mío sea la literatura interactiva, pero me parece bonito crear algo que la gente haga con lo que escribo. Porque, por más bonito que sea leer, es pasivo. Obviamente puedes recordar tu infancia, sentir cosas, pero me gusta que haya como manos en el asunto.

 

Si quieres saber más de Anbla Bärlin, no dejes de visitar su perfil.

_MG_5420_1.JPG

Fotografías por Daniela Carvajal

Entrevista por Daniela Carvajal y Justina Leston del Team Blog.

Entrevista a Alexandra Bisbicus

Justina Leston tuvo la oportunidad de fotografiar a la artista colombiana Alexandra Bisbicus, parte del equipo de coordinación del Fieber Festival 2017. Alexandra estará dando el día de hoy un workshop sobre Arte Terapia (Kunsttherapie) en el marco del festival. Les invitamos a leer su entrevista para que puedan conocer más sobre ella.

+Alexandra010110

¿Hace cuánto tiempo estás en Berlín y por qué?

Llegue hace 7 años. Llegue aquí porque mi compañero es aleman y tenemos 3 hijos.

¿En qué consiste tu participación en el Fieber?

Este año participo haciendo un taller de Arte Terapia que se realizará el viernes 6 de octubre de 14 a 17.30h y también pertenezco al team de organización. Este es mi cuarto Fieber.

¿Por qué decidiste participar en el festival?

La primera vez en el 2011 estaba motivada a mostrar mi trabajo, y luego me dieron ganas de apoyar este tipo de iniciativas hechas por mujeres, por eso soy parte del equipo. Personalmente me ha abierto a otros espacios, he conocido a otras artistas y hemos hecho cosas juntas. Y por otro lado, es importante como mujer, es fundamental que entre nosotras nos apoyemos. El arte siempre ha sido un espacio muy masculino, y es un momento en el que la mujer está muy empoderada y es importante mostrar la historia de todas estas mujeres.

¿Cuáles son tus expectativas?

Ver las diferentes propuestas que hay de cada mujer y enriquecerme de cada propuesta artística. Y por supuesto que haya mucha participación, que venga mucha gente y siga creciendo el festival.

¿Cuáles son tus próximos pasos?

Ahora que termino mi formación de Arte Terapia mi idea es empezar a trabajar dentro de esta línea del arte como terapia. También tengo ganas de dar clases y brindar talleres de arte textil.

+Alexandra050110

Si quieres conocer más sobre esta artista, te invitamos a visitar su perfil.

Fotografías por Justina Leston

Entrevista por Justina Leston y Daniela Carvajal del Team Blog.